Tecnología para dar aviso ante motoristas accidentados

117

La tecnología está muy ligada a la seguridad en la carretera. En España y en el resto del mundo, se han lanzado soluciones tecnológicas pensadas para evitar los posibles accidentes que puedan tener conductores y moteros por igual. Pero a veces no es cuestión tanto de evitar el accidente como de reaccionar a él.

La firma española Komobi Moto ubicada en Sevilla quiere centrarse en este concepto ya que por mucha tecnología que llevemos encima, a veces los accidentes son inevitables. Para intentar que las consecuencias sean mínimas, la empresa especializada en motociclismo lanza Komobi Life, un nuevo servicio de e-Call para responder a estas situaciones.

La idea del Komobi Life es que cuando un motorista tenga un accidente, dicho servicio reconozca cuando este ha tenido un accidente y realizar un procedimiento para asegurar que el motorista sobrevive al siniestro. Así, podremos estar tranquilos incluso si los motoristas tienen la desgracia de sufrir un percance de esta índole.

Tiene como base para su funcionamiento la llamada ‘hora de oro’ en un accidente. Según la empresa, cuando un motorista sufre un accidente, la víctima suele fallecer antes de los 10 primeros minutos después del siniestro, y las muertes aumentan hasta un 75% antes de una hora, según datos de la propia Komobi.

Es decir, que el lapso de una hora inicial que se produce después del siniestro es vital para la salvación de la víctima. La estrategia en este sentido es clara; agilizar los tiempos de rescate y que el procedimiento para salvar al accidentado se realice en el menor tiempo posible.

Pongamos que un usuario tiene un accidente. Komobi Life detecta gracias a diferentes comprobaciones automáticas que se ha producido el siniestro y se realiza una llamada al usuario, mandándole además una notificación. Así, el usuario tiene la libertad de confirmar si el accidente o el percance ha sido grave o si por el contrario ha sido un falso positivo.

El motorista tiene 3 minutos para contestar a la llamada o a la notificación, momento en el cual el Komobi Life cancelará toda actividad de aviso a emergencias. Si pasan 3 minutos y el motorista no ha contestado a la llamada o a la notificación, el servicio de monitorización del Komobi Life llama al 112 y les explica la situación. Además, les otorga la ubicación del siniestrado y dicho servicio trata en tiempo real con los profesionales encargados.

Además, se avisará a los contactos elegidos por el motorista para que sepan en tiempo real todos los detalles del problema y que así estén al tanto. Lo que se busca con este proceso es que no pase demasiado tiempo hasta que los servicios de emergencia estén avisados y puedan rescatar a la víctima. Todo esto es configurable mediante la aplicación para smartphones.

No es la primera vez que vemos tecnologías similares pensadas para la prevención o gestión de accidentes. Sin ir más lejos, una startup francesa ideó un casco equipado con Inteligencia Artificial que integra luces de emergencia y es capaz de realizar llamadas a los servicios sanitarios en caso de accidente.

EL ESPAÑOL (24/05/2021)

Más información aquí

Si te resultó útil...Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email