La guerra comercial de EEUU con China podría extenderse a nuevas empresas

498

Las acusaciones norte-americanas sobe el espionaje de empresas chinas en suelo estadunidense parece que no se limita únicamente a Huawei, ya que el Departamento de Seguridad Nacional (DHS) de EEUU ha lanzado una alerta de seguridad sobre los fabricantes chinos de drones, poniendo el foco así sobre DJI y empresas similares, al considerar a estas empresas un “riesgo potencial para la información de una organización (…) contienen componentes que pueden comprometer sus datos y compartir su información en un servidor al que se accede más allá de la propia compañía”, dando a entender que esta información podría estar siendo accesible para el Gobierno Chino.

Estas advertencias sumadas a las acciones anteriores del gobierno de EEUU hacia las grandes empresas chinas, es lo que centra el foco en la empresa de drones DJI, la compañía china especializada en drones y cámaras que posee casi el 80% del mercado de aeronaves no tripuladas de recreo en EEUU y Canadá.

Este nuevo movimiento que se está iniciando de forma similar al caso huawei, por el momento únicamente se limita a advertir sobre el posible riesgo, y a “tener cuidado al comprar” drones de China. Además, advierte a los usuarios que “entiendan cómo operar correctamente y limiten el acceso de su dispositivo a las redes” para evitar el “robo de información”.

Ante estas acusaciones, un portavoz DJI ha explicado que “en DJI, la seguridad es la base de todo lo que hacemos, y la seguridad de nuestra tecnología ha sido verificada de forma independiente por el Gobierno de EEUU y por las principales empresas de EEUU”.

En cuanto al manejo de datos, explica que “ofrecen al cliente un control total y completo sobre cómo se recopilan, almacenan y transmiten”, así como para los clientes gubernamentales y para aquellos cuya infraestructura crítica requieren garantías adicionales, “proporcionamos drones que no transfieren datos a DJI o a través de Internet, y nuestros clientes pueden habilitar todas las precauciones que recomienda DHS”.

Finalmente puntualiza que “todos los días, empresas estadounidenses, socorristas y agencias del gobierno de EEUU confían en los drones DJI para ayudar a salvar vidas, promover la seguridad de los trabajadores y respaldar las operaciones vitales, y nos tomamos esa responsabilidad muy seriamente”.

La advertencia del DHS llega inmediatamente después de la orden ejecutiva firmada por el presidente Donald Trump que prohibió a las compañías estadounidenses que usen equipos de telecomunicaciones fabricados por compañías extranjeras, debido a acusaciones relacionadas con el espionaje y sobre diferentes inquietudes relativas a la seguridad nacional y que ha desembocado en la actual situación con Huawei y su bloqueo comercial.

 

El Economista (21/5/19)

Más información aquí

 

Si te resultó útil...Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email