Aumento, pese a las trabas, del gasto TI empresarial en 2022

81

Las empresas españolas no reducen su inversión en tecnologías de la información (TI) pese a la situación económica adversa, sino que de hecho lo aumentarán durante este año 2022.

Es la principal conclusión del analista International Data Corporation (IDC), que esta semana ha presentado la Revisión de sus Predicciones Tecnológicas de 2022 para España, como ha dado a conocer en un evento de prensa celebrado en Madrid.

Durante todo el 2022, la inversión de las empresas españolas en gasto TI alcanzará los 51.400 millones de euros, lo que supone un 3,5% más que los datos del año anterior, pese a las dificultades del escenario macroeconómico, la guerra de Ucrania y la escasez persistente de semiconductores.

Dentro del gasto en TI, se espera que la digitalización juegue un papel cada vez más importante en la economía española de cara a futuro gracias a factores como los fondos Next Generation de la Unión Europea, la preocupación por la sostenibilidad y la mayor atención a la experiencia del empleado.

Por ello, IDC estima que, en el próximo año 2023, 1 de cada 2 organizaciones de nuestro país obtendrá más del 40% de sus ingresos a partir de productos y servicios digitales.

En este contexto, las operaciones de las empresas se están moviendo a la nube de forma masiva, y el 67% de las compañías españolas espera mantener o incrementar el gasto en IaaS (siglas de Infraestructura como Servicio) en 2022, 5 puntos por encima de la media europea.

El informe de IDC incluye datos también sobre el crecimiento de sector concretos del mercado de servicios TI como son la Inteligencia Artificial (IA) o la ciberseguridad, entre los que más aumentarán a nivel español este año.

En 2022, las inversiones en IA crecerán un 28%, dentro de un mercado que moverá 600 millones de euros en España. Se espera que el ritmo de crecimiento se mantenga en torno al 30% anual hasta 2025.

El mercado de ciberseguridad español moverá cifras bastante más altas y se espera que rondará los 1.749 millones de euros al final de 2022, según IDC España.

Esto supone un crecimiento del 7,7% anual frente a 2021, como parte de una tendencia de crecimiento sostenida del 8% anual hasta el año 2024, según las previsiones de la firma de análisis.

El panorama optimista que dibuja IDC para el sector TI no queda empañado por las dificultades económicas, pero tampoco está exento de sus propios problemas, entre los que IDC ha destacado la continuidad de la escasez de semiconductores.

Este material, con el que se elaboran los procesadores, lleva experimentando problemas de suministro desde finales de 2020, y de hecho es uno de los sectores que el Gobierno busca estimular con el último PERTE de microchips, dotado con 12.250 millones de euros, y que aspira a la creación de plantas de fabricación de procesadores en España.

Y esta situación está causando caídas en el consumo de los principales dispositivos tecnológicos por parte de las empresas españolas, como el smartphone, que han caído un 3,1% según IDC. La escasez de chips ha hecho que los procesadores disponibles se hayan concentrado en los dispositivos de gama alta, según el analista.

Lo mismo sucede con los PC, cuya caída en la inversión por parte de las empresas respecto a 2021 es del 3,6%, y con las tabletas, que bajan un 4% por los efectos de la vuelta de los trabajadores a las oficinas de forma presencial. También bajará el gasto en redes (-0,5%) y almacenamiento (-0,3%).

Esto contrasta con los sectores en los que el gasto de las empresas españolas ascenderá en 2022 a causa de la apuesta por la digitalización, como es el caso de la infraestructura (33,8%), el software (9,5%) y los servicios (7,2%).

BUSINESS INSIDER (14/07/2022)

Más información aquí

Si te resultó útil...Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email