Vuelve el Mobile World Congress con bastante menos aforo

84

Este lunes arranca, quizá, la edición del Mobile World Congress más descafeinada de los últimos años. Una de las ferias tecnológicas más importantes del planeta vuelve a Barcelona tras la cancelación obligada de la última edición por la irrupción de la Covid-19 en España.

Este evento, más allá de la repercusión mediática, supone una importante inyección de dinero para la economía de la ciudad condal y del país. Sin embargo y a pesar de los esfuerzos de la GSMA, organizadora del Mobile, la presencialidad se ha reducido.

Habitualmente, el MWC ocupa varios pabellones de la Fira catalana y esta edición solo contará con tres y unos 100.000 metros cuadrados y, además, compartirá, por primera vez, espacio con el Four Years From Now (4YFN), un encuentro de innovación emprendimiento, que se celebraba cada edición de forma paralela al Mobile, pero en la Fira de Montjuïc. Este año, compartirán pabellones en la Fira de Gran Vía de L’Hospitalet de Llobregat (Barcelona).

A pesar del buen ritmo de vacunación y de la contención de la expansión de la pandemia en las últimas semanas en Cataluña, el goteo de bajas ha sido constante desde principios de año. El retraso de la fecha, habitual a finales de febrero y principios de marzo, no auguraba buenas noticias.

Sin embargo, el Mobile levanta el telón este mes de junio, pero lo hará sin la presencia de gigantes como Vodafone, Deutsche Telekom, Ericsson, Qualcomm, Lenovo, Samsung, Sony, Nokia y Xiaomi, que ya anunciaron que no irán físicamente al evento.

La pandemia ha reducido también la presencia de expositores internacionales: si normalmente solían registrase personas de hasta 198 países, en esta ocasión se llegará a un centenar de nacionalidades.

En la última edición, celebrada en 2019, el MWC registró su récord de participantes y visitantes en los días del macro evento tecnológico: 109.000 asistentes y 2.400 empresas expositoras. Este 2021 «transitorio», la GSMA espera recibir alrededor de 30.000 asistentes, muy lejos de cifras habituales y también muy lejos de la previsión de sus directivos.

La organizadora del Mobile World Congress ha querido, a modo de remedio, potenciar la participación de profesionales locales con entradas a partir de 21 euros, una fórmula que no ha funcionado como se había previsto.

Además, los asistentes de los sectores elegidos podrán regresar a las próximas ediciones del MWC en 2022, 2023 y 2024 a mitad de precio.

Tras un año de ausencia, el MWC vuelve a Barcelona y a España y con él también las dudas sobre el futuro. Las últimas ediciones, más allá de la irrupción del SARS-CoV-2, han estado en duda por las tensiones políticas relacionadas con el movimiento independentista en Cataluña y las relaciones con las autoridades.

No obstante, tanto desde la GSMA como desde el Gobierno de España recuerdan que el contrato está vigente hasta 2024, aunque el propio John Hoffman, CEO de la empresa organizadora del MWC, ha dejado caer que «Milán y París son lugares muy interesantes».

EL COMERCIO (28/06/2021)

Más información aquí

Si te resultó útil...Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email