Un avión chino podrá realizar trayectos en tiempo récord

143

Una de las últimas empresas en sumarse a la gran tecnología de la industria aeronáutica es la china Space Transportation, que se ha convertido en una de las promesas de la aviación hipersónica mundial.

Para alcanzar este logro se ha olvidado de los formatos de eronaves tradicionales y apuesta por algo más parecido a la operativa de un cohete con despegue y aterrizaje vertical.

En agosto de 2021, se anunció que Space Transportation había conseguido 46 millones de dólares de financiación para llevar a cabo su proyecto.

Según Space.com, han realizado varias pruebas de sus prototipos Tianxing 1 y Tianxing 2 alcanzando el décimo test de lanzamiento el pasado 23 de enero.

La idea de la compañía china es conseguir realizar vuelos suborbitales punto a punto. Tal y como lo haría una aerolínea tradicional solo que a la suficiente altitud como para ser considerado un vuelo suborbital.

Esta frontera se traspasa al cruzar la Línea Kármán, la que delimita la atmósfera con el espacio exterior, y que se sitúa en cien kilómetros de altitud.

Para ello, han publicado ciertos detalles de cómo serán los futuros vuelos de la compañía mediante una simulación por ordenador en la que se puede ver cómo los pasajeros entran en la nave y, después, el aparato se coloca en posición vertical para su despegue.

La mecánica de vuelo es muy parecida a la que utiliza actualmente Virgin Galactic para sus vuelos turísticos empleando una nave nodriza y otra donde realmente se encuentran los pasajeros. Aunque se diferencia por su despegue vertical.

Parece ser que, a una determinada altitud, la nave con los pasajeros se desacopla de la nave nodriza, que regresa a tierra firme para reutilizarse, mientras que la tripulada continúa su vuelo empleando su propio motor.

A partir de ese momento es cuando comienza el vuelo suborbital con velocidades que pueden llegar a los 10.000 kilómetros por hora, unas ocho veces la velocidad del sonido.

Debido a esta velocidad, la nave podría cubrir trayectos como de Madrid a Sídney en hora y media, de la capital de España a Nueva York en 50 minutos o de Murcia a Johannesburgo en una hora.

En la última fase del vuelo, nuevamente la nave se colocará verticalmente y aterrizará de esta forma.

Space Transportation no ha dado detalles técnicos al respecto. Por el momento, solo se conocen los planes a corto plazo de la compañía, quienes afirman querer comenzar a realizar las primeras pruebas en tierra firme de la nave hipersónica en el año 2023, un primer vuelo en 2024 y un vuelo tripulado en 2025.

Aunque el sistema de lanzamiento de la nave de Space Transportation es realmente novedosa, a Elon Musk ya se le ocurrió hace unos años la posibilidad de emplear sus naves espaciales para realizar trayectos dentro de la Tierra.

Si todo sale según lo ha planeado SpaceX, la nave Starship será la encargada de unir ciudades como Los Ángeles y Nueva York en solo 25 minutos o un trayecto entre Londres y Hong Kong en 34 en vuelos suborbitales.

Starship tiene como misión llevar nuevamente humanos a la Luna y parece que hará lo mismo con los primeros vuelos a Marte programados para los próximos años.

La compañía espacial de Elon Musk, de momento, no ha fijado fechas de las primeras pruebas como sí han hecho los chinos. Dependerá, fundamentalmente, de cómo vaya el desarrollo de la nave Starship y del lanzador utilizado.

20 MINUTOS (19/02/2022)

Más información aquí

Si te resultó útil...Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email