Tecnología para que el vertido de residuos sea casi cero y además producir energía

80

Entrevistamos a Juan José Hernández, CEO de Greene Waste to Energy

Nuestra sociedad tiene un doble problema, cómo generar energía sostenible y cómo gestionar los residuos. ¿Podríamos decir que Greene tiene respuesta tecnológica para estas dos cuestiones?

Juan José Hernández. Tendríamos que empezar por la segunda cuestión, que es el origen de todo: cómo gestionamos los residuos. La jerarquía de reducción, recuperación, reciclaje, valorización y eliminación es la que debería aplicarse, pero la realidad es que el enterramiento en vertedero es la única solución para (en algunos casos) más del 70% de los residuos que generamos. Por ello, consideramos que es necesario establecer sistemas para valorizar aquello que no se pueda recuperar ni reciclar. Tenemos la tecnología para que el destino a vertedero sea lo más cercano a cero. Y, además, podemos generar energía de este recurso en el sistema de economía circular que nos marcan las directrices internacionales.

“Es necesario establecer sistemas para valorizar aquello que no se pueda recuperar ni reciclar.”

La valorización de residuos siempre ha tenido un gran hándicap, la generación de gases contaminantes. ¿La tecnología de Greene puede hablar de que ha resuelto esta cuestión?

J. J. H. No podemos seguir moviéndonos en este tema con discursos acuñados en los años 80 del pasado siglo. Hace 40 años no se valorizaba, se incineraba, es decir, quemaba. Hoy estamos en otro modelo y, lo más importante, con otra tecnología. Quien se resista a asumir esto, se resiste al efecto del tiempo. Hoy nuestras plantas generan, a partir residuos, energía sin emisiones contaminantes a la atmósfera. Es decir, podemos producir energía con cero contaminación.

“Hoy nuestras plantas generan, a partir residuos, energía sin emisiones contaminantes a la atmósfera.”

¿Para qué tipos de residuos están diseñadas las plantas de Greene?

J. J. H. Podemos actuar con los residuos más comunes de los municipios y ciudades, así como de grandes industrias. Tenemos a disposición de la sociedad la única tecnología capaz de convertir cualquier residuo orgánico como los RSU (residuos sólidos urbanos), RSI (residuos sólidos industriales), biomasa, neumáticos o lodos de depuradora, en un producto de alto valor añadido como gas renovable, energía, biocombustibles o metanol.

¿Las plantas se ajustan a las exigencias medioambientales y a los objetivos establecidos por la UE?

J. J. H. Por su puesto, podemos ser la última pieza sostenible de la jerarquía en tratamiento de residuos. Somos capaces, con tecnología española, de los residuos generados en nuestra sociedad como exige la Unión Europea y como parte del logro de objetivos establecidos para los horizontes 2020 y 2030 por la Comisión Europea.

RETEMA (10/02/2020)

Más información aquí

Si te resultó útil...Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email