Rusia contra las criptomonedas

168

Rusia prohíbe el uso de activos financieros digitales como medio de pago y limita a 10.000 rublos por cada proyecto, unos 130 euros al tipo de cambio actual, la compra de tokens en ICOs (Oferta Inicial de Moneda) a los inversores no acreditados. Así consta en el proyecto de ley de activos financieros digitales que ha sido remitido a la Cámara Baja del Parlamento ruso el pasado 20 de marzo. El documento legal que ha llegado a la Duma y que podría aprobarse en el verano, tiene su origen en un texto previo redactado por el Ministerio de Finanzas y el Banco Central Ruso el pasado mes de enero.

Pese al carácter pionero e innovador del documento, resulta llamativa la prohibición que se hace en el texto del uso de activos digitales como medio de pago en la Federación Rusa. De tal manera, que tanto criptodivisas como tokens, sólo podrán ser utilizados en Rusia como depósito de valor o activo financiero, pero no como un medio de pago.

Sobre el significado de la redacción que este apartado puede tener en la práctica, Rafael del Castillo Ionov, abogado experto en transacciones internacionales con criptomonedas y buen conocedor de todo lo que sucede en el mercado ruso, ya que cuenta con despacho en Moscú, explicó a CriptoNoticias que “técnicamente, no se permitiría el pago en criptodivisas o tokens, esto es, una transacción de dichos activos a cambio de unos bienes o servicios, pero nada impide que sí pueda ejecutarse en la práctica a través de sistemas en los que el activo digital se convierte inmediatamente en rublos y el pago se realiza en moneda de curso legal”.

El proyecto de ley de activos financieros digitales ruso también regula las ICOs (Oferta Inicial de Moneda), diferenciando entre inversores acreditados y no acreditados. Así, los inversores no acreditados tendrán limitada su inversión en tokens por cada proyecto, hasta un límite de 10.000 rublos, unos 130 euros al tipo de cambio actual. En palabras de Del Castillo, supone un límite de inversión bastante bajo. “A modo de comparación, la legislación española sobre plataformas de financiación participativa (crowdfunding), Ley 5/2015, de 27 de abril, de fomento de la financiación empresarial establece en el art. 82.1 un límite de 3.000 euros por proyecto para inversores no acreditados”, argumenta.

Criptonoticias (24/04/2018)

Para leer más: criptonoticias

Si te resultó útil...Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email