Las medidas del Gobierno chino hacen que el Bitcoin se desplome

193

Están siendo días difíciles para el mundo de las criptomonedas. La debacle del Bitcoin propiciada por el anuncio de Elon Musk de que Tesla dejaría de aceptar pagos en esta moneda digital ha arrastrado al resto de criptodivisas, que desde mediados de mes han experimentado una caída constante.

Ahora, el Bitcoin ha vuelto a sufrir otro revés, pero esta vez no ha sido obra del ‘Technoking’ de Tesla: el Banco Popular de China (PBOC) ha emitido una declaración reiterando que los tokens digitales no se pueden usar como forma de pago. Con la noticia, el Bitcoin se ha hundido a su nivel más bajo, llevándose por delante también el valor del resto de criptomonedas.

El Bitcoin ha caído este miércoles un 10%, llegando a los 38.973 USD. Esto supone que la criptodivisa más popular del mundo ha bajado de los 40.000 USD por primera vez desde principios de febrero. Las previsiones no son buenas y se espera que la moneda digital se siga hundiendo durante las próximas horas.

El aviso, publicado en la cuenta oficial de WeChat del PBOC, decía que “las monedas virtuales no deben ni pueden usarse en el mercado porque no son monedas reales”. Así, las instituciones financieras, incluidos los bancos y los canales de pago online, no pueden fijar el precio de productos o servicios con moneda virtual y no deben ofrecer a los clientes ningún servicio que involucre criptomonedas, como registro, negociación, compensación y liquidación.

“Recientemente, los precios de las criptomonedas se han disparado y caído, y el comercio especulativo de criptomonedas se ha recuperado, infringiendo gravemente la seguridad de la propiedad de las personas e interrumpiendo el orden económico y financiero normal”, dijeron las autoridades del país asiático en el comunicado, reproducido por la agencia Reuters.

Liu Yang, abogado del bufete de abogados DeHeng Law Offices, con sede en Pekín, comentaba para Bloomberg que “el aviso fue transmitido por el banco central, pero compilado por asociaciones de la industria en lugar de funcionarios del gobierno, lo que lo hace menos poderoso”.

Desde 2017, Pekín ha abolido las ofertas iniciales de monedas y ha reprimido el comercio de moneda virtual dentro de sus fronteras, lo que ha obligado a muchos intercambios en el extranjero. El país fue una vez el hogar de alrededor del 90% de las transacciones, pero la mayor parte de la minería y los principales actores han huido al extranjero, explica el medio internacional.

No obstante, China ha tomado recientemente medidas para emitir su propio yuan digital, reflejando de alguna manera ese control por todos conocido que suele ejercer el país asiático. Evitar el uso de criptomonedas en el país “es fundamental para mantener los controles de capital”, indicaba Adam Reynolds, CEO de APAC en Saxo Markets, añadiendo que “la única moneda digital tolerable para un gobierno con fuertes controles de capital es su propia CBDC”.

Es cierto que la moneda digital más popular -y que concentra casi la mitad del flujo global de las criptomonedas- conserva un alza del 48% en el transcurso de 2021. Pero, desde que alcanzó su récord histórico el pasado 14 de abril llegando a los 64.869 USD, el Bitcoin ha retrocedido más de un 30%.

20 MINUTOS (19/05/2021)

Más información aquí

Si te resultó útil...Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email