Intel invertirá en nuevas fábricas de chips en Europa

81

Intel va a realizar una fuerte inversión en fábricas de chips en Europa a lo largo de los próximos 10 años, muy superior a la que valoraba realizar hace unos meses. Según su CEO, Pat Gelsinger, esta inversión, que puede llegar a los 80.000 millones de euros, está pensada para aumentar la capacidad de fabricación de semiconductores de la compañía a lo largo de la próxima década. Además de la inversión, Gelsinger ha confirmado, según el Wall Street Journal, que la planta que tiene Intel en Irlanda va a comenzar a fabricar componentes para empresas que se dedican a la fabricación de coches.

El CEO de Intel ya anunció a principios de año que quería que la empresa fabricase componentes para automóviles en Europa antes de fin de 2021, y ahora se confirma que los fabricará. Será en su campus de Leixlip, en el condado irlandés de Kildare. Eso sí, todavía no se sabe cuándo empezará el proceso. Todo en el marco de un escenario en el que los chips de los vehículos van a encarecerse y ser más avanzados poco a poco. De hecho, Intel espera que en 2030, el 20% del coste de los coches se deberá a los semiconductores que integren, cinco veces más que en 2019.

Con esta inversión intel está buscando la expansión de sus operaciones de manufactura en Europa, en una etapa caracterizada por la escasez de chips a nivel mundial. Y la compañía quiere poner fin a sus problemas y que no vuelven a repetirse. Para ello está valorando como sede para las dos fábricas que piensa construir en Europa diversas localidades de Francia, Alemania, Bélgica, Polonia y Holanda. Todo apunta a que no se conocerán las ubicaciones exactas de estas nuevas plantas que la compañía construirá en el continente europeo hasta finales de este año.

Los fabricantes de chips están abrumados por el retraso acumulado en la fabricación de chips que llevan acumulado a lo largo de la pandemia. El aumento de la demanda de equipos electrónicos, entre otras causas, ha llevado a una petición de chips que supera con mucho a la oferta, lo que ha afectado a muchos sectores. En particular, al de automoción. Varios fabricantes han tenido que parar líneas de montaje e incluso cerrar fábricas de manera temporal por la falta de componentes. Además, varios han anunciado recortes en su producción que en algunos casos han llegado al 40%, lo que ha hecho que Intel, entre otros fabricantes, decidan tomar medidas para paliar y evitar esta situación en el futuro.

MUY COMPUTER PRO (08/09/2021)

Más información aquí 

Si te resultó útil...Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email