Estrategia Global
Herramientas TIC

¿A qué se debe el éxito del ecommerce en China?

En 2016, los consumidores chinos gastaron un total de 782.000 millones de euros en compras online, más que el gasto realizado por los consumidores de Estados Unidos y Reino Unido juntos.  En los primeros seis meses de 2017, las ventas online han crecido un 33,4% en el país, totalizando 426.000 millones de euros. 

Lo interesante es ver cómo el mercado digital, las plataformas tecnológicas y el comportamiento de los consumidores de China han ido cambiando en comparación con el mundo occidental. Explorar estas diferencias puede proporcionar un vistazo al futuro de la venta retail y ofrecer información valiosa a las empresas de todo el mundo.

A diferencia de los compradores europeos, los compradores chinos prefieren comprar online como si estuvieran navegando por un centro comercial con su familia y amigos. Por lo tanto, las marcas en China suelen optar por establecer sus tiendas en plataformas bien establecidas como Alibaba.com o JD.com en lugar de gestionar sus propias webs. Los consumidores chinos se registran en su plataforma de compras favorita y echan un vistazo a las últimas tendencias además de recibir recomendaciones en tiempo real.

La personalización es la otra parte del proceso de búsqueda de los usuarios de China. Mientras que los comerciantes occidentales hacen recomendaciones en base al historial de búsqueda, las empresas chinas utilizan la interacción social, geolocalización, análisis de datos e inteligencia artificial.

Las compras en un solo click también son un desencadenante clave del auge del negocio online en China. Las aplicaciones como Taobao y WeChat, por ejemplo, han añadido funcionalidades que permiten a los consumidores comunicarse, entretenerse y comprar todo en una aplicación, permitiendo una ruta perfecta desde el descubrimiento hasta la compra.

La transmisión en vivo está impulsando también las compras online. Los minoristas online se están asociando con celebridades e influencers retrasmitiendo videos en directo en aplicaciones como WeChat o plataformas como Alibaba y JD.com para captar al usuario. Un ejemplo de esto son los agricultores rurales que utilizan los videos en directo para vender sus peras durante el Año Nuevo Chino.

El uso del big data y la rapidez de fabricación son otros dos factores clave de este crecimiento. La gran cantidad de información que se genera y se comparte entre los retailers del país facilita la predicción de nuevas tendencias.

Además, la rapidez y velocidad de la cadena de producción impulsa también el comercio digital. Por ejemplo, todo el proceso de creación y liberación de un nuevo producto en China se produce en cuestión de semanas en comparación con meses en el mundo occidental. China también se beneficia de la proximidad geográfica de los sitios de fabricación, así, reduciendo significativamente el tiempo de envío que desafía al mundo occidental.

Ecommerce News (19/09/2017): http://ecommerce-news.es/actualidad/tras-exito-del-ecommerce-china-65825.html

Si te resultó útil...Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone

Deja un comentario